miércoles, 8 de marzo de 2017

Gracias por resistir.

No te puedo decir que gracias por existir ya que no lo decidiste y quizá muchas veces desearías no hacerlo. Te agradezco por resistir. Porque has sido capaz de superar todos los obstáculos que se te han presentado. Porque has luchado contra ti mismo y contra los demás y has ganado. Porque eres más fuerte de lo que crees. Porque has ido contra la corriente. Porque te has enfrentado a tus mayores miedos y has vencido. Porque aunque has querido abandonar, no lo has hecho.

Te agradezco por ser valiente y resistir.

No te puedo agradecer por existir ya que tu no lo decidiste, pero si te agradezco por resistir y hacer parte de mi vida y con eso, hacerme resistir.